Paseo por el Uribe medieval siguiendo el GR 280 entre Mungia y Plentzia

Nuestra ruta de hoy retrocede en el tiempo y nos lleva hasta un episodio casi desconocido repleto de torres, castillos y caballeros banderizos.

Partimos de Mungia, inicio de etapa del GR 280. Mungia carece de servicio de metro y tren, por lo que nos desplazamos en autobús. Una vez hemos llegado a la localidad, nos dirigimos hacia la calle Bekokale, donde se encuentra el Palacio de Torrebillela, del linaje de los Billela (familia enfrentada a los Butrón). Otros edificios de interés son el Palacio Agirre (del siglo XVIII) y el caserío Landetxo Goikoa, considerado uno de los más antiguos del País Vasco.

Como Mungia no tiene oficina de turismo, lo mejor para no perderse nada es preguntar a cualquier amable vecino.

Palacio de Torrebillela. De otro tiempo…

Palacio de Torrebillela. De otro tiempo…

Tras contemplar la arquitectura medieval de Mungia, empezamos la caminata del GR 280. Para ello tomamos la calle Ibaibide en dirección oeste y cruzamos un pequeño puente sobre el río Butrón, río que remontaremos hasta su desembocadura en Plentzia. En el puente observamos un carril-bici que seguimos hasta llegar a otro pequeño puente que marca el principio de la Vía Verde de Atxuri, y continuamos por la vía verde hasta tomar 650 metros después un desvío a la derecha. Las marcas blancas/rojas del GR así nos lo indica (el GR está perfectamente señalizado en todo el recorrido, así que con un poco de atención será difícil perderse, aunque el bucólico paisaje nos invite a ello :-)).

Tras este desvío llegamos al barrio de Atxuri, donde podemos contemplar un bonito ejemplo de caserío vasco.

Caserío tradicional vasco.

Caserío tradicional vasco.

Dejamos atrás la barriada y llegamos a un punto donde habremos de estar atentos si no queremos despistarnos. Al llegar a un campo de fútbol, deberemos girar a la izquierda, dejando el campo a mano derecha. A quien le guste la naturaleza aquí estará en su salsa, pues todo cuanto nos rodea son caseríos dispersos, verdes praderas, árboles desnudos esperando que llegue la primavera para cubrirse de nuevo de hojas y una paz que hace que nos olvidemos por unos instantes del ajetreo de la ciudad. ¿No os parece?

Verde, que te quiero verde. Green, that I love you green (Freestyle).

Verde, que te quiero verde. Green, that I love you green (Freestyle).

Continuamos entre caseríos, cruzamos una carretera atentos siempre a las marcas del GR 280 y 4 kilómetros después del barrio de Atxuri llegamos al barrio de Libarona, donde hay una bifurcación señalizada con letreros. Uno marca una derivación hacia Laukiz (2 km) y el otro nos indica que a 2,5 km se encuentra el Castillo de Butrón, hacia donde nos dirigimos.

Señalización perfecta en todo el recorrido.

Señalización perfecta en todo el recorrido.

Cruzamos por pista una pequeña arboleda, donde nos cruzamos con unos sufridos ciclistas que estaban tomando parte en una marcha de BTT, y llegamos enseguida a la carretera BI-634 por la que deberemos caminar hasta llegar, medio kilómetro después, al Castillo de Butrón. Esta construcción de ensueño que parece salida de un cuento de caballeros y princesas puede engañar a quien no conozca un poco su curiosa historia, y es que aunque los orígenes del edificio se remontan a la Edad Media, su aspecto actual responde a una remodelación muy profunda, efectuada en el siglo XIX por el marqués de Cubas.

¿No parece sacado de un cuento de hadas?

¿No parece sacado de un cuento de hadas?

Por desgracia el castillo es una propiedad particular y no se puede visitar, así que nos conformamos con verlo por fuera y contemplar sus almenas, sus torres y sus ventanas, así como la vegetación que trata de asaltar la fortaleza trepando por sus muros.

“Habiéndonos deleitado destas fermosas vistas faziendo diversas fotografías tenemos a bien continuar con el nuestro camino…” :-). Para ello tomamos el camino que transcurre a la derecha del río acompañando sus aguas hasta su desembocadura.

Según avanzamos empezamos a escuchar el ruido que hace el río al pasar a través de una pequeña presa, junto a la que se encuentra un viejo molino de mareas. Es a partir de este punto donde el río se llena de agua salada y se transforma en ría, viéndose afectado por el efecto de las mareas.

Tres kilómetros después de dejar atrás el castillo nos encontramos un desvío a la derecha hacia Andraka (2 km), donde el GR 280 enlaza con el tramo Armintza-Sopelana. A partir de este punto aproximadamente el terreno se fue embarrando cada vez más hasta llegar momentos en los que era muy complicado continuar sin correr el riesgo de resbalar y caer, ya que al barro se le unía algunos tramos en pendiente. Según nos comentó una pareja con la que nos encontramos, el estado del terreno no suele encontrarse tan mal, pero se ve que a nosotros nos tocaron las peores condiciones… :-(.

Poco a poco nos acercamos a Plentzia...

Poco a poco nos acercamos a Plentzia…

Con barro hasta los tobillos avanzamos como podemos hasta que por fin el terreno nos da tregua. No tardamos en llegar a los primeros caseríos que nos avisan de que Plentzia ya no está muy lejos. Y así poco a poco llegamos a nuestro destino: la villa de Plentzia.

Aquí damos una vuelta por el casco histórico y visitamos la plaza de la iglesia (Eleiz Enparantza). En esta plaza destacan la Iglesia de la Magdalena, con su torre-campanario; el arco de Santiago, último vestigio de la muralla medieval; y el palacio de Torre-Barri, decorada con un bonito escudo del linaje de los Múxica-Butrón, que puedes ver a la izquierda.

Hasta aquí la ruta de hoy. Un curioso paseo por el río Butrón y por la historia vizcaína.

Ficha de la ruta

Distancia: 17,75 kilómetros.

Dificultad: Fácil.

Comentarios: El GR está perfectamente señalizado en todo el recorrido. Hay un tramo llegando a Plentzia donde el terreno estaba muy embarrado, por lo que resulta imprescindible calzarse unas botas adecuadas y llevar bastones. Hay que olvidarse del calzado tradicional de paseo. El resto del recorrido, en perfectas condiciones.

Más información

Fotografías (Facebook): https://www.facebook.com/media/set/?set=a.170639726312998.31906.109203329123305&type=3

Track (Wikiloc): http://es.wikiloc.com/wikiloc/view.do?id=1427742

Mapa GR 280 (Uribe): https://maps.google.es/maps/ms?gl=es&ie=UTF8&oe=UTF8&msa=0&msid=203000631266344368419.0004ba1f75e3f496d1c0f

Compartir este artículo

, , ,
2 comentarios en “Paseo por el Uribe medieval siguiendo el GR 280 entre Mungia y Plentzia
  1. buenas, buscando info sobre un recorrido que he hecho hoy, he encontrado vuestro artículo, y vuestro blog. Me ha gustado mucho. Resulta que hace dos meses que estoy haciendo algo parecido. Os he enlazado, podéis verlo en http://imaginatura.wordpress.com/ un saludo y si queréis vamos colaborando incluso hacemos alguna salida juntos

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *